• العربية
  • Português
  • Español
  • Français
  • English
  • Italiano

Fecundação in vitro

FIVET, ICSI, IMSI, PICSI

El segundo nivel de la fecundación asistida incluye todas las técnicas que dan lugar al encuentro entre los gametos in vitro, es decir, como se dice comunmente, en un tubo de ensayo. Se empieza con una estimulación farmacológica que dura 12 días. Se recogen los huevos por medio de una guía de ultrasonido y se colocan dentro de una incubadora, en un ambiente protegido. Pocas horas después tiene lugar la concepción: se observan los espermatozoides más grandes para evaluar todos los mínimos detalles a nivel microscópico y poder selecionarlos cuidadosamente. Sólo tres de ellos, como máximo, pueden incluirse en tantos ovocitos. FIV o FIV-ET (Fecundación In Vitro y Transferencia): los gametos solamente se ponen en contacto uno con el otro; ICSI, IMSI y PICSI (inyección intracitoplasmática del espermatozoide seleccionado): la concepción se facilita mediante la inyección del espermatozoide en el oocito. En las horas después de la concepción el embrión, después de su estancia en la incubadora que varía de uno a tres días, se desarrollará y se coloca en el útero a través de una sonda muy delgada y suave. Los porcentajes de éxito de estas técnicas varían ampliamente entre los diferentes centros y en relación con la edad. Por lo tanto, se pueden considerar valores razonables entre el 25 y 40 por ciento de los embarazos con fecundación in vitro.

fecundação in vitro

Inseminación artificial

Este método, con sus variantes, es el más simple y menos exigente, se define, de hecho, “el tratamiento de primer nivel”. El esperma masculino se prepara y se introduce en el útero (inseminación intrauterina), en el canal cervical (inseminación intra-cervical), o simplemente en la vagina (inseminación intravaginal). Los espermatozoides pueden alcanzar el ovocito en las trompas de Falopio en el momento de la ovulación, por una unión natural. Los resultados varían entre el 10 y el 20 por ciento, dependiendo de la edad de la mujer, de la calidad del semen y de los fármacos que estimulan la ovulación.

Hatching

El verbo to hatch significa, en Inglés, la eclosión de los huevos y el nacimiento de los polluelos: entre muchas expresiones técnicas esta es sin duda la más agradable. El principio del Hatching consiste en aumentar las posibilidades de implantación del embrión en el útero después de la transferencia. La técnica prevee la creación de una pequeña abertura en la membrana externa, facilitando así el rápido desarrollo de las pequeñas raíces del embrión. Para la apertura existen tres métodos: el corte mecánico; el uso de una sustancia líquida especial y el láser.

MESA-PESA-TESE

El tercer nivel de fecundación in vitro consiste en tomar – de manera no dolorosa – los gametos masculinos directamente del epidídimo o del testículo. Los resultados pueden ser sorprendentes: el embarazo, de hecho, se obtiene tomando la información genética masculina en el lugar donde se forma. El tejido se disuelve en una solución, se centrifuga varias veces en cultivos diferentes, para obtener la completa liberación de los gametos a partir de las células que lo circundan.

promo

INSTAGRAM